Control de la humedad a través de la ventilación

La ventilación es la renovación del aire interior de una edificación mediante la extracción o la inyección del aire, o sea el aire entra del exterior a la casa, la refresca y sale por la otra ventana. El aire frío entra a la casa, se calienta y al calentarse crea humedad y cuando el aire o el viento circula se seca la humedad, se ventila la casa y por lo tanto nos queda espacio higiénico para nosotros, favorable para nuestra salud. La humedad acarrea problemas de salud, deteriora la vivienda y la pintura de la casa, daña los acabados, crea moho, también un polvillo blanco, todo eso es contaminación. Entonces, debemos controlar que la casa no pierda el calor para ahorrar energía tales como el gas y la electricidad, porque si no necesitaríamos de otros recursos como el carbón o la leña y además para que la casa sea más agradable y más saludable.

Tipos de ventilación

Ventilación natural

Se presenta cuando trabajamos con la circulación de los vientos de diferentes velocidades tanto en el exterior como en el interior de la casa y depende de las condiciones atmosféricas, es decir, la temperaturas que tengamos de acuerdo a la zona. Para ello, diseñamos nuestro proyecto con la orientación que nos favorezca, en pocas palabras, nosotros orientamos la casa de acuerdo a lo que necesitemos. Si queremos que entre viento,  colocamos las ventanas más grandes hacia ese lado y si ya tenemos construidas ventanas pequeñas, veremos la forma de aprovechar esta situación para ver la manera más adecuada de distribuir el viento para nuestro beneficio o también podemos colocar objetos que conducen el aire o la circulación de acuerdo a como lo necesitamos.

Algunas veces, pueden ser paredes las que obstaculizan a pasar el aire y el viento o pueden ser ventanas o huecos de acuerdo como queremos que circule el aire para refrescar la casa. Entonces, vamos a dejar ventanas enfrentadas, es decir uno estará al frente y la otra por el fondo o detrás de la vivienda para que atraviese la casa y al ocurrir esto, el aire va refrescar nuestra casa y así va haber una buena circulación de aire y va ser más saludable.

Lo que nosotros podemos hacer con la ventilación depende de la velocidad del aire, de acuerdo al sentido en que va el viento dependerá nuestra ventilación. También depende de la cubierta o el techo, puede ser alta tipo chimenea o plana. En estos casos, el comportamiento del aire será diferente uno del otro. También, el tamaño de las ventanas de la casa, pueden ser amplios o pueden ser pequeños, así mismo, circulará el aire de acuerdo a como nosotros lo permitamos. La diferencia de la temperatura entre el interior y el exterior en clima frío o en clima caliente es completamente diferente del exterior al interior, de allí depende nuestra ventilación.

La orientación de la casa, punto que ya habíamos explicado antes, cuando es un proyecto nuevo, se construye de acuerdo al sector, a la zona y los vientos predominantes, con las superficies conducimos los vientos de acuerdo a la forma de la casa, tamaño de esta, de lo que iremos construyendo interiormente, puesto que es diferente construir un hogar que tenga obstáculos los cuales deja que el aire no pase libremente (paredes cerradas, puertas,)

El aire que entra a la casa recircula, formando corrientes de aire interno, recoge el aire caliente de la humedad e intercambia las temperaturas y estas a su vez recoge la humedad del interior de la vivienda. La humedad de la casa siempre está en la parte baja y el aire caliente en la parte superior (techo). Si contamos con techos tipo chimenea la acumulación será menor que en los techos planos.

Los rayos del sol también contribuyen en el efecto invernadero dentro de la casa y si no hay una adecuada ventilación la propagación de humedad será incontrolable, por tal motivo una buena ventilación será muy importante al momento de diseñar un proyecto o si el proyecto está hecho, la remodelación o modificación de la misma será imprescindible.

El efecto chimenea

El efecto chimenea se presenta cuando el aire fresco entra a la casa, se calienta el aire y al calentarse disminuye su peso específico, luego sube y sale por la chimenea. La chimenea es un espacio que vamos a dejar en la cumbrera de la cubierta para que salga el aire. Luego se crea una depresión en el interior haciendo que pase el aire. Al haber más ventanas, el aire entrará también a través de ellas y de igual manera saldrá por la cubierta de la chimenea, el aire fresco circula por encima de la cubierta, es decir por fuera, de esta manera ayuda al enfriamiento de la casa.

Casa de techo plano o sin aberturas tipo chimenea

Esta es la que nosotros llamaremos como la más importante por ser comunes en construcción y también es la más sencilla. Es aquella que hacemos ventanas al frente y fondo de la casa, colocamos paredes o habitaciones pensando en la forma que el aire atravesará la casa y nos ventile aprovechando los vientos dominantes los más fuertes.

Las ventanas se hacen de manera opuesta para que el aire pueda atravesar la edificación a esto se llama ventilación natural.

Control de la humedad a través de la ventilación was last modified: Abril 21st, 2017 by Reparar Humedad

Dejar un comentario